Telescopio a las finanzas de EPM (Segunda parte)

Respuesta de Todos por Medellín a la columna del exgobernador de Antioquia y exalcalde de Medellín, Luis Pérez Gutiérrez, titulada “La verdad en las finanzas de EPM”

El pasado 12 de noviembre de 2020, el exgobernador de Antioquia y exalcalde de Medellín Luis Pérez Gutiérrez escribió una columna en el diario La República titulada “La verdad en las finanzas de EPM” en la que relata, a su juicio, un estado financieramente calamitoso de Grupo EPM. Esta segunda parte de “Telescopio a las finanzas de EPM” es la continuación a una respuesta que desde Todos por Medellín damos a esa columna. 

 

En su columna, el exalcalde Pérez Gutiérrez comete un error básico al decir que “lo que EPM invierte en el exterior es como un paraíso fiscal que nadie en Colombia vigila ni controla” toda vez que son los países, y no las empresas, las que son o no paraísos fiscales. En esa medida, EPM no sólo no es un paraíso fiscal, porque no puede serlo, sino que además no opera en paraísos fiscales, dado que el 75% de sus ingresos se generan en Colombia, donde hay plena jurisdicción para requerir información pública, y el restante 25% se genera en países como Chile, México, Guatemala, El Salvador y Panamá, que no son considerados paraísos fiscales por Colombia de acuerdo con el Decreto 1966 de 2014 .

Al final de la misiva, es curioso como el exalcalde Pérez Gutiérrez manifiesta que “Antioquia y Colombia [están] llenas de necesidades en servicios públicos y EPM con malos negocios subsidia a otros países y pierde dinero público de los antioqueños en el exterior; en lugar de ayudar más a mejorar la vida de los colombianos”, mientras en realidad EPM es uno de los grandes contribuyentes institucionales al bienestar de Antioquia y Colombia. Por ejemplo, EPM es “la empresa con mejor reputación en el sector de servicios públicos en Colombia”, de acuerdo con el más reciente estudio elaborado en el país por las firmas Reputation Institute y Goodwill Comunicaciones , así como una de las empresas de servicio eléctrico de mejor desempeño de Colombia, tal y como se observa en el SAIDI  (14,7 horas) y en el SAIFI  (33,4 veces) de la compañía, los cuales son un 56% y 31% inferiores, respectivamente, al promedio de los prestadores de servicios públicos nacionales (37,7 horas y 48 veces) . No hay mejor demostración de cómo EPM mejora la calidad de vida de los colombianos que con la calidad del servicio que presta.

Adicionalmente, el papel de EPM no se limita solamente a prestar eficientemente servicios públicos, sino que también transfiere anualmente billonarias transferencias al municipio de Medellín. Por ejemplo, en el periodo 2016-2019, las transferencias de EPM a Medellín totalizaron el 18% de los ingresos totales del municipio y el 24% de la inversión total en el periodo. En ese cuatrienio, las transferencias anuales fueron de COP 1,13 billones a pesos de 2019. Si dividiéramos estos recursos entre la población de Medellín, tendríamos una asignación de $455.800 para cada habitante al año…

(Lea aquí Afinia: un nuevo reto operativo y financiero para EPM)

Esto representa algo menos del valor de la cuenta típica en estrato dos para el servicio de energía por un año ($ 436.932). No obstante, debe recordarse que el total de recursos de inversión del municipio de Medellín, incluyendo las transferencias de EPM, se asignan de forma progresiva. Esto es, se invierten mayores recursos por habitante, en aquellos territorios con menores condiciones de vida, con el objetivo de cerrar brechas de calidad de vida entre los habitantes de Medellín.

Otros ejemplos son los proyectos de alto impacto social que se desarrollan mediante la Fundación EPM. Entre estos proyectos se destacan las más de 1.500 Becas para educación superior EPM, dirigidas a todos los egresados antioqueños de grado 11[1], así como el Fondo EPM para la educación superior regional, que provee más de 200 becas dirigidas a todos los egresados de grado 11 de los estratos 1, 2 y 3 de Norte de Santander, Santander, Caldas, Risaralda y Quindío[2]. Otros proyectos de alto impacto social han sido el Programa Aldeas, una iniciativa innovadora mediante la cual se aprovecha la madera que cumple su período de maduración para darle valor agregado mediante un portafolio de soluciones constructivas en este material para comunidades y territorios en alto grado de vulnerabilidad socioeconómica[3], así como el programa Somos Grupo EPM, el cual a través de ViveSomos y CrediSomos permite la financiación para la adquisición de productos y servicios para el hogar y la empresa con facilidades de pago ajustadas a las necesidades de los clientes del grupo EPM[4].

En última instancia, vale la pena señalar que EPM no sólo desarrolla proyectos de alto impacto social de manera institucional, sino que también lo hace a través de los proyectos que lleva a cabo. En el caso de Hidroituango, la inversión social y ambiental del proyecto supera los 1,2 billones de pesos, del cual hacen parte 100 millones de dólares del Plan de Inversión Social Adicional[5],  que no eran requeridos obligatoriamente por las autoridades, pero que la empresa decidió llevar a cabo en demostración de su compromiso con el desarrollo integral de las comunidades donde opera.

Cabe aclarar que la razón por la cual EPM no ha aumentado el tamaño de sus operaciones en el país, y ha tenido que salir a invertir por fuera de Colombia, son las restricciones de competencia impuestas por la Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios, la cual, hasta la adquisición de Afinia, no permitía que un solo operador controlara más del 15% del mercado eléctrico. En esa medida, las decisiones de inversión en el exterior por parte del Grupo EPM han estado plenamente justificadas, toda vez que, dado que tenía los recursos para hacerlo, no podía dejarlos inoperativos.

Como conclusión, es claro que las ganancias que EPM recibe por la operación de sus negocios, las retribuye, como empresa pública que es, en los lugares donde opera. En el caso de Medellín, mediante la transferencia de más de 1 billón de pesos anuales que le hace el grupo EPM; en el caso de Antioquia y Colombia, mediante la prestación de unos servicios públicos de calidad y unos proyectos de alto impacto social provistos por la compañía. Es claro entonces que EPM contribuye a mejorar la calidad de vida de los colombianos.

1. https://actualicese.com/cambiara-el-listado-de-paraisos-fiscales-para-2020/

2. https://www.epm.com.co/site/home/sala-de-prensa/noticias-y-novedades/epm-es-la-empresa-de-mejor-reputacion-en-el-sector#:~:text=EPM%20es%20la%20empresa%20con,en%20el%20sector%20de%20las

3.https://www.superservicios.gov.co/sites/default/archivos/Publicaciones/Publicaciones/2019/Nov/diagnostico_calidad_servicio_2018.pdf

4. https://www.epm.com.co/site/home/camino-al-barrio1/becas-para-educacion-superior

5. https://www.epm.com.co/site/comunidadymedioambiente/comunidad-y-medio-ambiente/comunidad/acceso-a-la-educacion/fondo-epm

6. https://www.epm.com.co/site/comunidadymedioambiente/programa-aldeas

7. https://www.somosgrupoepm.com/descubre-somos

8. https://caracol.com.co/emisora/2020/07/08/medellin/1594227693_818194.html


Lo público es de todos, Todos por Medellín. 

Compártelo
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email